La Eclipsada SuperLuna Azul Sangre del 31 de Enero de 2018

La Eclipsada SuperLuna Azul Sangre del 31 de Enero de 2018

Eclipsada,  SuperLuna, Azul Sangre, 31 de Enero, Enero de 2018

La Eclipsada SuperLuna Azul Sangre, se hará presente el 31 de enero, un día de emociones diversas, mareas corporales que suben y bajan. Es un evento único que repercuten en los seres vivientes y en el acomodo de las capas tectónicas del planeta.

En Venezuela se observara en fase penumbral, el Eclipse de Luna en los estados Barinas, Falcón, Lara, Mérida, Táchira, Trujillo y Zulia, interesante energía entre los chakras 1 y 5 del país. Supervivencia y Expresión es la consigna.

En el resto del planeta se observara en  América del Norte, Asia Oriental, Australia y el área del Océano  Pacífico. En estas zonas se exaltara las emociones y en el caso del planeta, superficies se hunden y otras se hacen visible. Lo que estaba oculto y desaparecido, aparece mostrándose tal cual es . Hechos de sangre son proclives y habrá que estar pendiente. Los ajustes de cuenta entre países y personalidades también podrá ocurrir.

Para que estén informados acerca de los términos, tenemos: Luna Azul: Cuando en un mismo mes ocurren dos lunas llenas, a la segunda se le llama Luna Azul, no es un suceso común, mas no se tiñe de este color.

Eclipse Total Lunar: Este ocurre cuando la Tierra se interpone entre la Luna y el Sol, comenzará la noche del 30 de enero, dando su máximo esplendor de las 04:57 horas hasta las 06:09 horas del 31 de Enero, en Venezuela no se verá este eclipse, salvo en los estados mencionados antes y será en su fase penumbral.

Luna de Sangre: Cuando los eclipses lunares totales reflejan la luz del Sol en la atmósfera terrestre esta la distorsiona dando un reflejo rojizo sobre la superficie lunar.

SuperLuna: Es un evento astronomico poco frecuenta el cual se basa en el acercamiento de la Luna a la Tierra y que coincidirá también el 31 de enero, la distancia entre nuestro planeta y su satélite será de 358,000 km y se apreciará 3% más grande de lo habitual.

El día 31 de enero en la madrugada a partir de las cuatro de la mañana será propicio realizar el siguiente ritual. Este ritual tiene como finalidad ayudarnos a delimitar nuestras metas y por supuesto, a concretarlas en breve plazo.

Espacio: Cielo abierto, preferiblemente.

Materiales:

Un cuarzo blanco

1 Vela de Color Azul

1 Vela Color Rojo

Sahumerio de mirra.

Esencia de Vainilla.

Procedimiento:

Baña las velas con esencia de vainilla de abajo hacia arriba, colócala en un lugar abierto bajo la influencia de  la luna, de no ser posible, colócala lo más cercano a un espacio abierto. Coloca las velas una al lado de la otra, al frente el cuarzo blanco y enciende el sahumerio y las velas. En estado de meditación y relajación, repasa los hechos de tu vida ocurridos en este principio de año, pon atención en los problemas y aspectos negativos y los escribes, a la luz de las velas, con un marcador, uno por papel. Luego prendes los  papelitos con la llama de la vela roja y los pones en un recipiente, para que se quemen totalmente. Al mismo tiempo entonaras la siguiente oración:

“Madre poderosa, te ofrendo mis lágrimas y el dolor pasado.

Te pido que te lleves estos hechos donde puedan ser debidamente transmutados,

para que a nadie causen dolor ni daño.

Te ruego desvanezcas el dolor y el malestar aquí presentes.

Límpiame con tu poder, deja mi ser blanco y puro,

listo para recibir las bendiciones que la vida me depara.

Ilumíname, purifícame, lléname con tu luz.

¡Que así sea!”

Entierra las cenizas, visualizando que se han sido enterrados  todos tus problemas y aspectos negativos.

Luego en otro papel, escribirás todos tus deseos más profundos y lo colocaras debajo del cuarzo blanco, diciendo la siguiente oración:

“Señora de la Noche, poderosa dama, te ofrendo ahora mis deseos y voluntades,

para que con tu poder me ayudes a conseguir lo que busco,

para que mis metas se cumplan y sean realidad.

Que lo que pido sea purificado para no causar a nadie daño,

y si algo de lo que quiero no es positivo para mí, que mute en algo favorable.

Entrego mi corazón y me quedo en paz, porque confío.

¡Que así sea, está hecho y es mi voluntad! ¡Gracias!”.

Luego los quemas con la vela azul, visualizando que tus deseos  suben a la Luna y al Universo entero. Dejas las velas que se consuman todas, el cuarzo, y el sahumerio los dejas bajo la luz de la luna durante toda la noche.  Al día siguiente tomas el cuarzo y lo llevas entre tus cosas durante todo el año.

Fuente Wicca Reencarnada

Eclipsada,  SuperLuna, Azul Sangre, 31 de Enero, Enero de 2018